Por: Mildra Benítez Robledo 

Tepic, Nayarit.- Viernes 07 de enero del 2022.- Tras el accidente reportado el pasado miércoles en donde un grupo de jornaleros  indígenas que iban en una camioneta a trabajar, se accidentó en la carretera San Vicente – La Boquita, municipio de Rosamorada, dejan un saldo de 3  fallecidos y al menos nueve lesionadas, la activista de pueblos originarios, Marina Carrillo,  lamentó este hecho.

La también ex síndico Del Nayar, señaló que los indígenas son la mano de obra barata que labora  sin prestaciones sociales, sin ninguna contrato laboral ni  definición de pago y pese a que estas condiciones violentan sus derechos, lo aceptan por mera necesidad, puesto que en las comunidades serranas son  deficientes las fuentes de empleo.

Durante la temporada de cosechas, comentó que familias enteras bajan a la costa, para emplearse, sin embargo hacerlo es difícil, pues tampoco tienen un lugar decente en el que quedarse por lo que su estadía resulta complicada, aún así no tienen más alternativas.

Quienes logran conseguir algún trabajo en la sierra, tampoco se las ven fácil, debido a que para trasladarse a otros pueblos, tienen que hacerlo de “aventón en aventón”, ya que de otra manera podrían gastar hasta mil pesos tan solo en ir y venir, sin contar la alimentación, cantidad que no se tiene ni tampoco se gana, puesto que afirmó que el sueldo es raquítico aunque trabajen horas extras y como si esto no fuera suficiente el patrón no se hace responsable de sufrir algún accidente.

Para concluir, Marina Carrillo, advirtió que es necesario combatir la explotación laboral que sufren este sector que se encuentra expuesto a toda clase de abusos por su condición vulnerable.