Señalan fuentes de la Fiscalía que por un lado, autorizó a la Fiscalía del Estado, que procediera a realizar el tercer “reaseguramiento” contra los bienes de Roberto Sandoval, y por el otro, le avisó que fuera al Juzgado de Distrito a interponer una serie de amparos para proteger sus propiedades, entonces, ¿Con quién está Toño?, se cuestionan

Por: Servio Tulio Berumen

Tepic, Nayarit. Viernes 18 de diciembre del 2020.- Fuentes al interior de la Fiscalía, aseguran, que fue el Gobernador, Toño Echevarría García, quien le dio “el pitazo” a Roberto Sandoval, del operativo de “reaseguramiento” y confiscación que realizaría la Fiscalía General del Estado contra cinco de sus propiedades, con la finalidad de que protegiera sus bienes por la vía del amparo ante los Juzgados de Distrito.
Ya que resulta muy sospechoso, dicen, que el mismo día que la Fiscalía General del Estado llevaba a cabo el aseguramiento de las propiedades del exgobernante nayarita, ese mismo día, la esposa y la hija de Roberto Sandoval, ya estaban solicitando sendos amparos ante los Juzgados de Distrito.
A este respecto, los abogados de Ana Lilia López, esposa del exmandatario nayarita, Roberto Sandoval, presentó un primer amparo ante el Juzgado Primero de Distrito de Amparo Penal en Tepic, bajo el expediente 695/2020.
Mientras que el segundo amparo, fue interpuesto por Lidi Alejandra Sandoval, hija de Roberto Sandoval, bajo el expediente 693/2020.
Más tarde, se confirmó un tercer amparo ante los Juzgados de Distrito, el cual fue presentado bajo el expediente 694/2020 por Ángel Miguel Espinoza, quien es una de las gentes cercanas a Sandoval Castañeda.

Roberto Sandoval Castañeda. Ex gobernador.


Con estos tres amparos, los abogados de Sandoval Castañeda, pretenden que el Juez de Distrito, les otorgue la suspensión definitiva del acto reclamado con la finalidad de echar abajo el aseguramiento y proceso de remate de las propiedades del exgobernante nayarita.
Cabe señalar, mencionan las fuentes, que esta es la tercera ocasión que los nayaritas acusan al Gobernador, Toño Echevarría García, de haber puesto sobreaviso a su amigo y hermano, Roberto Sandoval Castañeda, sobre las acciones emprendidas por la Fiscalía en su contra.

Ana Lilia López, esposa del exmandatario nayarita, Roberto Sandoval.


Ya que hay que recordar, que la primera vez fue cuando “alguien” le aviso un día antes a Roberto Sandoval, que la Fiscalía General del Estado, realizaría un operativo de aseguramiento contra el rancho “El Ensueño”, lo que le permitió a Roberto Sandoval, sacar a tiempo todas las vaquillas neozelandesas, que eran el cuerpo del delito del millonario robo de recursos públicos cometidos por Sandoval y el exgobernador de Chihuahua, César Duarte, contra el programa federal de apoyo ganadero.


La segunda ocasión, fue cuando se giró la primera orden de aprehensión contra Roberto Sandoval, quien tras ser alertado por Echevarría García, el exgobernante nayarita, tuvo todo el tiempo del mundo para hacerse “ojo de hormiga”; ya que la noticia de que había sido localizado en un departamento de San Pedro Garza García, Nuevo León, fue un burdo circo que armó el Fiscal de Nayarit, Petronilo Díaz Ponce Medrano, para despistar.
La tercera ocasión, fue ahora que “alguien” le aviso a Roberto, un día antes que la Fiscalía General del Estado, iba a llevar a cabo el “reaseguramiento” contra cinco de sus propiedades; lo que le permitió interponer tres amparos ante el Juzgado de Distrito para proteger sus bienes.
Por lo tanto, no hay ninguna duda, precisan las fuentes, que el Gobernador, Toño Echevarría García, sigue jugando con Dios y con el Diablo, donde al final con uno quedará mal.