El dirigente del comercio en pequeño de la CTM les recomienda que también se metan de tianguistas

Por: Verónica Ramírez
Tepic, Nayarit.- Viernes 22 de enero del 2021.-
Vendedores ambulante abren espacios en los tianguis para los restauranteros que se quejan porque no les permiten vender sus platillos a los comensales después de las 11 de la noche en plena pandemia. Esta es una opción para que presten el servicio y obtengan ganancias, recomienda el dirigente del comercio en pequeño de la CTM, Eleazar Ávalos Marín.
A lo largo del tiempo, los comerciantes establecidos han criticado a los informales por dedicarse a la venta de productos en la vía pública, acusándolos de “competencia desleal” por no pagar impuestos y hoy que les impusieron restricciones -como a todos los sectores-, se la pasan llorando acusando a los ambulantes de ser favorecidos durante la emergencia sanitaria.
“Sufren porque quieren, ellos nos han criticado cada vez que se les antojan y nos hacen la vida pesadita injustamente. Ellos están en la sombra, disfrutando de aires acondicionados, es otro estatus de comercio que nunca se puede comparar con el nuestro”.
Pero la solución para sus “males” es muy sencilla, no tienen imaginación pueden vender también en la calle como en la Ciudad de México.
“Que se salgan a la calle enfrente de su negocio a vender pero que me reconozcan que yo les dije porque no tienen imaginación y sufren porque quieren que hagan sus gestiones porque cruzaditos de brazos y nada más llorando dentro de los negocios, así no logran nada”, indicó el dirigente cetemista.
La autoridad ya les concedió vender a domicilio de las 8 a las 11 de la noche y si aún con esta autorización no les “ajusta” son bienvenidos a los tianguis
“Nosotros estamos con las manos abiertas en los tianguis para que se metan de tianguistas también y de esa manera sean igual que nosotros”, recomendó Avalos Marín.
Por otro lado, el cetemista aseguró que durante la pandemia, los ambulantes, comercios semifijos y tianguistas son supervisados constantemente a tal grado que una pequeña parte han recibido castigos, o han sido suspendido por incumplir las medidas de sanidad pero a raíz de eso, se esfuerzan más para acatar el protocolo de salud.