*El presidente de la República anunció un nuevo complejo petrolero en Tabasco llamado  ‘General Francisco J. Mújica’ que contiene un  yacimiento gigante de petróleo

México; jueves 18 de marzo del 2021/agencias.- El presidente Andrés Manuel López Obrador encabezó este jueves el anuncio de un nuevo complejo petrolero en Tabasco que se llamará ‘General Francisco J. Mújica’ y que contiene un yacimiento “gigante” descubierto en el municipio de Centro.

Este campo –uno de los tres descubiertos este sexenio y denominado Dzimpona 1, cuyo volumen inicial se estima entre 500 y 600 millones de barriles de petróleos- se ubica en la ranchería Acachapan y Colmena 4ta sección, que está cerca de Valeriana y Racemosa, dos yacimientos más que agregan en conjunto entre 900 y mil 200 millones de petróleo crudo equivalente.

El mandatario presumió las 10 acciones y compromisos emprendidos en su sexenio para recuperar la soberanía energética, y anunció que, a pesar de que se han dado tres hallazgos importantes en su administración, no se producirán más de 2 millones de barriles diarios y se dará prioridad a la refinación, por lo que la refinería de Dos Bocas estará lista a mediados de 2022.

“Se terminará de limpiar de corrupción a Pemex, nunca más casos como los de Odebrecht o el de la compra a precios inflados de las plantas de fertilizantes, ni la entrega de moches o sobornos a funcionarios y a legisladores, todo lo que representa significa una vergüenza”, expresó.

López Obrador aseguró que se respetarán los derechos de los trabajadores, incluido el de elegir libremente a sus líderes sindicales (esto tras confirmarse la salida de Carlos Romero Deschamps de la empresa).

“La nueva estrategia de inversión se ha focalizado en aguas someras donde Pemex es líder mundial, así como en cuencas terrestres del sureste del país. Por los resultados que hoy estamos entregando se demuestra el éxito en el cambio de la política de exploración de Petróleos Mexicanos”, aseguró por su parte el director General de Pemex, Octavio Romero Oropeza.

Este éxito exploratorio se traduce en una incorporación de reservas 3-P por 4 mil 800 millones de barriles en esta administración, y se espera incorporar cuando menos 2 mil 385 millones para este año 2021, con la probabilidad de que sea mayor. En términos reales, la incorporación de reservas 3-P alcanzada en estos dos años es superior a la lograda en los últimos 5 años previos a este gobierno, indicó.

“Señor presidente, nos enorgullece informarle que en su gobierno no solo hemos restituido el volumen de hidrocarburos producido, sino que lo estamos incrementando en 400 millones de barriles y proyectamos otros 400 más para este año”, dijo.

Sobre el complejo de Tabasco, informó que en la misma área se está explorando otros yacimientos: Pocté, Tiribish y una posible extensión del propio campo Dzimpona que, de resultar exitosos, incrementaran de manera importante el potencial de esta zona.

Agregó que al día de hoy la producción incrementada por la explotación de los nuevos campos han sido 160 mil barriles por día, y al cierre de este de este año se espera llegar a una producción de 460 mil barriles, principalmente por el desarrollo intensivo del campo Quesqui ubicado en Huimanguillo y de los campos marinos.

El propio complejo ‘Francisco J. Mújica’ genera expectativas para 2021 al 2023, cuando se perforarán 65 pozos con una producción estimada de 138 mil barriles de aceite y mil 349 millones de pies cúbicos de gas por día.

Y la producción futura de gas es “muy alentadora” debido a que los nuevos descubrimientos poseen abundante gas asociado al crudo, se estima tener un incremento aproximado de 4 mil 287 millones de pies cúbicos de gas por día a fines de 2023, lo que podría representar alrededor del 60 por ciento del gas que se consumirá en esas fechas en el país.

“Nuevamente Tabasco se convertirá en una pieza clave en la industria petrolera nacional, con la producción futura de los campos descubiertos en la entidad se producirá prácticamente lo mismo que en los años 80”, aseguró.