El ex gobernador de Tamaulipas admitió haber aceptado más de 3.5 millones de dólares en sobornos ilegales y usar el dinero para comprar propiedades de manera fraudulenta en Estados Unidos

WASHINGTON (Agencias).– Tomás Yarrington el exgobernador priista de Tamaulipas, se declaró culpable del delito de lavar dinero para adquirir propiedades a nombre de otras personas en Estados Unidos, informó el Departamento de Justicia estadunidense.

“El ex gobernador de Tamaulipas admitió haber aceptado más de 3.5 millones de dólares en sobornos ilegales y usar el dinero para comprar propiedades de manera fraudulenta en Estados Unidos”, anunció la fiscal federal Jennifer B. Lowery, de la Corte del Distrito Sur en Texas. El incluso exaspirante a la presidencia de México por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), admitió ante la Corte federal estadunidense el delito de conspiración para blanquear el dinero adquirido de manera ilícita.

La fiscal federal indicó que el ex titular del poder ejecutivo tamaulipeco, de 1999 a 2005, lavó y recibió el dinero cuando fue funcionario público y lo usó para comprar propiedades a través de prestanombres que ocultaron el nombre del político priista.

“Yarrington aceptó una de las compras ilegales, la adquisición de un condómino en Puerto Isabel y también tuvo conocimiento que era en contra de las leyes mexicanas el recibir los sobornos por más de 3.5 millones de dólares”, apuntó el Departamento de Justicia.

La juez federal Hilda Tagle dictará sentencia a Yarrington en los próximos días, con la posibilidad de castigarlo con una condena de hasta 20 años de cárcel, amén de la confiscación de todas las propiedades adquiridas con el dinero obtenido de manera ilegal.