Una nayarita de Corazón

Por: Martín Carrazco

Tepic, Nayarit. Lunes 04 de octubre del 2021.Tuve la oportunidad de conocerlo y trabajar con mi gran amigo Beto Ramírez un tipazo el señor que radicalmente me motivo  apoyarlo al traer este gran evento de aguas abiertas al Rincón de Guayabitos generando una gran derrama económica, después se abrió las aguas abiertas en la Laguna de Santa María del Oro que colapso al tener un fin de semana mejor que semana santa, por años promoviendo las bellezas naturales de Nayarit y siempre abierto a la plática, me dio la oportunidad de intervenir en la locución del evento y que por años me quede narrando, hoy se le extraña y mucho ya que se nos adelanto en este espacio terrenal.

Quien fue Roberto Ramírez Maldonado, orgullosamente tlaquepaquense, fue un empresario deportista reconocido local, nacional e internacionalmente como uno de los nadadores de Aguas Abiertas más destacados de México.

Nació un 27 de julio de 1943 en San Pedro Tlaquepaque. Beto Ramírez, como todo mundo lo conoce, fue un niño inquieto y desde los nueve años ya trabajaba como ayudante en los corredores del Parían. Su encuentro con la natación fue en las playas de Cuyutlán donde conoció a uno de los nadadores más experimentados de la época. El “Güero” de la Madrid quien fue su tutor durante algún tiempo.

Posteriormente, en una visita en Cuyutlán de Fidel Cosonoy, entonces la máxima autoridad en la natación. Lo observa y lo invita a entrenar al club Atlas de Guadalajara donde inició entrenamientos, luego recibe la invitación de la Universidad de Guadalajara donde se mantuvo hasta su lamentable muerte. Cosonoy lo preparó para hacer el cruce del Lago de Chapala en una distancia de 18 Km. De Tuxcueca a Chapala. Se puede decir que ahí inicia su carrera como nadador de Aguas Abiertas.

Por motivos de trabajo dejó la natación siendo guardavidas en el estado de Colima. Dejó de competir por 27 años, pero el destino lo trajo de nuevo a las albercas por prescripción médica. Su amigo Gustavo Nuño lo invita al grupo de Triatlón Trixal. Como primer reto lo motiva para que nade la competencia del Cañón del Sumidero en Chiapas de 8 kilómetros. El reto fue superado y entonces fue admitido totalmente en el equipo.

A raíz de este encuentro, Beto Ramírez se entregó a la natación. Ha participado en los eventos nacionales e internacionales de aguas abiertas más importantes con buenos resultados.

En el año de 1995 por consecuencia de una apuesta inicia la organización del Maratón Acuático ABH en el puerto de Manzanillo. Evento que ha organizado por 27 años de manera consecutiva. En la actualidad se realiza en la bahía de Guayabitos. Predicando con el ejemplo tanto como organizador como competidor. Ganó, en su categoría, todas las ediciones.

Paralelamente a la competencia de Guayabitos también es el principal organizador desde hace siete años del Festival Acuático en la Laguna de Santa María del Oro en el estado de Nayarit.

Beto Ramírez, en el periodo administrativo de la presidencia de Tlaquepaque del 1974-1976 es invitado como regidor de deportes bajo la administración del Dr. Javier Valdivia Hernández. Como regidor de deportes realizó bastantes eventos culturales y deportivos.

De la misma manera habría que subrayar que fue un precursor deportivo entre los trabajadores de su natal San Pedro. Organizó grupos de competencia deportiva. Equipos de futbol, Beisbol, de natación; de atletismo, ciclismo con buenos resultados ya que varios de ellos se dedicaron de lleno al deporte.  Sirva pues este reconocimiento para un hombre formado y entregado en cuerpo y alma al municipio de San Pedro Tlaquepaque, suyo nombre lo lleva tatuado en su corazón.