El pequeño Juan Eduardo, acababa de cumplir 14 años y se dedicaba a los labores de casa y de cuidar a su mamá quien fue diagnosticada con covid19, murió electrocutado.

Durante más de 20 días, estuvo al pendiente de su madre, la cuidaba y la alimentaba, sin embargo cuando Adriana comenzaba a recuperarse, su hijo falleció.

Adriana explicó que ayer por la tarde se sintió mal, presentaba problemas para respirar por lo que tuvo que ser llevad al hospital, pero su hijo quiso quedarse en casa y cayó una fuerte lluvia que provocó que el agua se metiera a su casa.

De acuerdo con los vecinos, vieron al niño barrer y le indicaron que si lo ayudaban, pero él dijo que podía solo, al parecer el menor encendió la bomba de la cisterna y se electrocutó.

A Adriana en el hospital, se le informó que había salido de la fse crítica y contagiosa del virus, por lo que esperaba salir con ansia para poder abrazar a su hijo, ya que días pasados acababa de cumplir 14 años de edad.

José Eduardo se dedicó a cuidar a su madre, aseguraba que si a ella le pasaba algo, el se moría.

“No se me va a olvidar que dijo: No mamita con esa enfermedad si te mueres qué voy a hacer, no mamita yo me muero contigo, nos morimos juntos” Mencionó Adriana.

Adriana es taxista y desconoce cómo se contagio, pues antes de sentirse mal, trasladó a varios pasajeros enfermos, algunos de gripa, otros con tos. Cuando tuvo que entrar en cuarentena, por ser jefa de familia, tuvo que mandar con sus familiares a sus cuatro hijos, pero Juan Eduardo decidió quedarse con ella.

José Eduardo cumplió 14 años el pasado miércoles, y aunque al inició estaba triste porque iba a estar solo, lo empezaron a felicitar compañeros de su mamá y amigos, incluso la Fundación Delos le llevó un pastel y un regalo.