En medio de los recientes asesinatos de periodistas, Rubén Rocha Moya, gobernador de Sinaloa, ordenó a sus funcionarios retirar cualquier demanda que tengan en contra de comunicadores. A través de una circular con fecha del 9 de mayo, el mandatario estatal dio a sus subordinados un plazo de 48 horas para retirar cualquier demanda que tengan en contra de periodistas, sobre todo si están relacionadas con su labor.

‘Esta administración no armoniza con el ejercicio de acciones legales en contra de periodistas por expresiones difundidas en el desempeño de su profesión, por ello, se conmina a aquellos funcionarios que se encuentran en dicho supuesto, para que en un plazo que no deberá exceder de 48 horas a partir de la recepción de esta comunicación, comparezcan ante la instancia correspondiente a formular su desistimiento’, se lee en una circular firmada por el gobernador. En el documento también se menciona al periodista Luis Enrique Ramírez Ramos, localizado sin vida el pasado 6 de mayo en Culiacán. ‘(Estos hechos) son motivo de reflexión sobre la garantía del ejercicio libre de dicha profesión en nuestro estado’, agrega el oficio. La orden se emitió unas horas después de que Rocha Moya fuera cuestionado en su conferencia de prensa semanal sobre el libre ejercicio periodístico. En la conferencia del 9 de mayo, el gobernador afirmó que los periodistas de Sinaloa tienen la garantía de poder publicar cualquier tema ‘sin consecuencia represiva’, esto en referencia a Luis Enrique Ramírez, quien cubría temas de política. ‘Los temas que toquen no tienen ninguna consecuencia represiva, con toda libertad hagan las críticas, los señalamientos, investiguen. Mi compromiso es dar garantía para el ejercicio libre de periodismo’, respondió Rubén Rocha. Durante su intervención, el reportero Marcos Vizcarra volvió a cuestionar al gobernador sobre la garantía para los periodistas, pues, dijo, hay funcionarios del propio gobierno estatal que tienen denuncias contra los comunicadores.

‘El secretario de Salud del estado (Héctor Melesio Cuén Ojeda) tiene tres demandas contra periodistas, una de ellas contra Luis Enrique’, señaló Marcos Vizcarra. Héctor Melesio denunció en 2016 a los periodistas Teresa Guerra y Luis Enrique Ramírez por ‘daño moral y difamación’, respectivamente. En 2018 presentó otra demanda contra Lily Téllez, actualmente senadora de la República. Cuén Ojeda tiene una amplia trayectoria en Sinaloa. Es excandidato de diversos partidos como PRI, PAN y Nueva Alianza; fundó el Partido Sinaloense; fue rector de la Universidad Autónoma de Sinaloa y se desempeñó como presidente municipal de Culiacán y como diputado local. Sobre el cuestionamiento del reportero Marcos Vizcarra, el gobernador Rocha Moya enfatizó: ‘No quiero aquí a ningún funcionario que tenga emplazado jurídicamente a ningún periodista. El que lo tenga que vea qué hace (con esa demanda), tendrá que retirarla. Y esto lo hacemos en honor a Luis Enrique. No puede haber juicio contra periodistas’.