Estamos trabajando en equipo con la Presidenta Geraldine Ponce y el Gobierno de Tepic para abordar de manera conjunta los problemas que afronta nuestra capital y dar mejores servicios en esta ciudad. Para solucionar la deuda del SIAPA Tepic con la CFE, el Gobierno de México pagará la mitad de los 330 millones de pesos; y el Gobierno a mi cargo, junto al Ayuntamiento de Tepic, pagará la otra mitad, a fin de buscar un desarrollo con justicia social para los tepicenses.El actual Gobierno no admite intocables: todas y todos debemos sujetarnos a la ley. Aquí nadie se puede lavar las manos, y todos tenemos que actuar para evitar que granjas y residencias tiren sus desechos al Río Mololoa; sancionaremos a las empresas y personas responsables. No podemos sancionar a los que roban un birote de la panadería y tener libres a los que robaron cientos de permisos de alcoholes o cientos de permisos de taxis.El sector social de Nayarit, la gente más pobre del estado y primordialmente de los municipios de la costa norte: el Gobierno del Estado y el Gobierno de la República pagarán a partes iguales 150 millones de pesos de deuda.En Tuxpan, ya retiramos el tapón que existía en el Río, con la CONAGUA y la Secretaría de Marina, para evitar desbordamientos durante la época de lluvias. Estamos también reparando los puentes de Peñas a Tuxpan, el puente de Palma Grande y otros que fueron dañados por el huracán Pamela el año pasado.La salud social empieza en la casa, continúa en la escuela y se refleja en la sociedad entera. Tengo un profundo respeto por las maestras y los maestros, sus sindicatos y sus derechos; pero no por los grupos de poder y los líderes que secuestraron la educación e impidieron el desarrollo de la infraestructura social. No vamos a permitir que el interés social sea rehén de los intereses de los particulares.La noticia de hoy no es una calificación para mí, es una calificación para todos nosotros, porque estamos saliendo adelante, porque estamos haciendo progresar a Nayarit.