Comenzó la colocación de vallas metálicas y muros de seguridad para resguardar los trayectos del anfitrión de la cumbre y de los demás jefes de Estado.

Sin la presencia del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, que este lunes canceló su participación, continúan los preparativos para la IX Cumbre de las Américas, en Los Ángeles, California.

Durante este lunes y martes comenzará el arribo de delegaciones de los países que hasta el día de hoy han confirmado, cómo Panamá, Chile, Brasil, Argentina, Colombia, Perú, Uruguay, Paraguay, Ecuador y Canadá, entre otros.

Pese a ello, el fantasma del boicot a la Cumbre de las Américas sigue presente en el ambiente debido a que a la postura de México pudiera sumarse la de otros mandatarios de Centroamérica y El Caribe inconformes por la exclusión del gobierno norteamericano a los presidentes de Cuba, Venezuela y Nicaragua, bajo el argumento de que no respetan la Carta Democrática Interamericana.

SEGURIDAD 

En torno al hotel Intercontinental donde se hospedará el presidente Joe Biden comenzó la colocación de vallas metálicas y muros de seguridad para resguardar los trayectos del anfitrión de la cumbre y de los demás jefes de estado rumbo al Centro de Convenciones de la ciudad angelina, sede del encuentro.

OBJETIVOS CUMBRE

De acuerdo con Brian Nichols, Subsecretario de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental son cinco los objetivos que se buscarían alcanzar durante el encuentro del miércoles al viernes.

El primero de ellos es avanzar en reforzar el compromiso sobre gobernabilidad democrática.

Estados Unidos sabe que todos tenemos que trabajar: todos tenemos trabajo que hacer para construir democracias fuertes e inclusivas en el hemisferio, incluso aquí en casa. En la cumbre, nuestra acción colectiva puede demostrar nuestro compromiso de mejorar los gobiernos transparentes y responsables que brindan democracia a los pueblos de las Américas”, subrayó.

En segundo lugar está el tema de la salud frente a una nueva pandemia, para ello se propondrá a los líderes adoptar un plan de acción sobre salud y resiliencia que se implementará antes de la 10ª cumbre.

Los componentes del plan de acción incluirán: ampliar los servicios de salud de calidad centrados en las personas y la comunidad, fortalecer los programas educativos y de capacitación en el campo de la medicina, la salud pública, la nutrición y la investigación en ciencias biomédicas; y examinar los sistemas financieros para mejorar de manera más eficiente, efectiva, sostenible, equitativa y transparente el financiamiento público relacionado con los sistemas de salud”, agregó.

Respecto al tema de transición energética los jefes de estado discutirán la implementación de objetivos de energía renovable y las formas en que el hemisferio puede compartir conocimientos técnicos y mejores prácticas para poner a las Américas a la vanguardia de la transición global de energía limpia.  

En cuarto lugar, en cuanto al cambio climático, se pretende sacar un compromiso a los gobiernos en materia de resiliencia climática y sostenibilidad para fortalecer la capacidad de adaptación frente a impactos del cambio climático y los fenómenos meteorológicos extremos.  

En quinto lugar, agregó el funcionario del Departamento de Estado, se hablará sobre transformación digital a fin de identificar prioridades compartidas sobre la base de redes de telecomunicaciones interoperables, resilientes, seguras y confiables que impulsen la innovación y amplíen el acceso a bienes, servicios,  e información de nuevas formas.

MANIFESTACIONES

A las afueras del Centro de Convenciones de Los Ángeles, sede del encuentro, un grupo de ciudadanos salvadoreños y nicaragüenses se manifestaron este lunes contra sus respectivos gobiernos a los que acusaron de represores.

En el caso de Nicaragua, celebraron que no se haya invitado al presidente, Daniel Ortega, a quien acusaron de no respetar a la oposición al mandar encarcelar a sus contendientes en el pasado proceso electoral y ahora a quienes lideran organizaciones sociales.

El grupo de salvadoreños acusan a su presidente Nayib Bukele de que, en su intento por combatir a las pandillas, ha detenido a personas inocentes.

También demandan la aprobación de una reforma migratoria.