El gobernador del estado, Miguel Ángel Navarro Quintero, aseguró que se acabaron las fotografías o letras de oro en edificios públicos como en las anteriores administraciones, anunció que ya no habrá más culto a la personalidad en su gobierno 

Por Verónica Ramírez

Tepic, Nayarit; martes 14 de junio del 2022.- Se acabó el culto a la personalidad en el gobierno del Estado, nada de fotografías o letras de oro en edificios públicos con el nombre o imagen del Ejecutivo Estatal como se hacía en el pasado.

El Ejecutivo Estatal, Miguel Ángel Navarro Quintero en su conferencia de prensa de los lunes, dio a conocer que emitirá un decreto para que su fotografía no esté en la galería de los mandatarios de Nayarit ni que las calles, escuelas  o auditorios  lleven su nombre como se oscilaba en tiempos pasados.

“Se emita un decreto donde su servidor no esté en la galería que tiene la Sala de Juntas del Gobierno del Estado, no, no quiero estar, ni tampoco he querido estar en ninguna de las oficinas de gobierno”.

Asimismo, instruyó al Secretario General de Gobierno, Juan Echeagaray para que emita otro decreto que impida que el nombre de mandatario esté en las calles.

“Cuando hace uno las cosas mal y todavía están los nombres ahí es hacer un culto a la personalidad y hoy en día se hace un culto social, al pueblo, no al culto a la personalidad. A nosotros nos pagan por servir y nos gusta servir”.

Dejó en claro que tampoco quiere su nombre en auditorios.

Por otro lado, Navarro Quintero anunció que el gobierno de Nayarit ya no retendrá las cuotas sindicales de  los trabajadores, y quien así lo desee,  debe aportarlas directamente a la organización a la que pertenece.

“Yo instruyo el día de hoy al Secretario de Gobierno que, por favor, vea el ámbito jurídico para que las cuotas que pagan los trabajadores al sindicato ya no las retenga el gobierno del estado, que sean los trabajadores que vayan a pagarlas, si así lo disponen a su sindicato”

Y es que aseguró que el gobierno de Nayarit no puede ser “retenedor” y al ser retenedor verse como agiotista y eso de ninguna manera lo va a permitir.

Insistió que su administración aplicará el marco normativo sin distingos y aquel personaje que tenga asuntos pendientes con la ley deberá enfrentar a la justicia. Esto no es revanchismo, es aplicar la ley y mantener todo en orden.

Finalmente, Navarro Quintero dejó por sentado que el gobierno no condiciona ni admite condiciones de ningún sindicato.