La Fiscalía General de la República (FGR) incineró cuatro toneladas 447 kilos 910 gramos 180 miligramos de distintos narcóticos, relacionados con diversas carpetas de investigación y causas penales.

Lo incinerado incluyó dos toneladas 685 kilos 939 gramos 110 miligramos de marihuana; una tonelada 674 kilos 137 gramos 400 miligramos de clorhidrato de metanfetamina; un kilo 49 gramos 200 miligramos de clorhidrato de cocaína.

Además, 63 kilos 997 gramos 700 miligramos de clorhidrato de fentanilo; además, 22 kilos 786 gramos 770 miligramos de clorhidrato de diacetil morfina; 146 mil 531 unidades de diversos psicotrópicos y 225 litros 997 mililitros de metanfetamina.

El evento de incineración se llevó a cabo en la ciudad de Tijuana y se contó con la asistencia de autoridades militares y del Órgano Interno de Control de esta FGR, quien supervisó que el proceso se llevará a cabo en términos de la normatividad de la materia aplicable.