El proceso de exhumación de la joven Debanhi Susana Escobar Bazaldúa concluyó la tarde de este viernes.

El proceso de exhumación de la joven Debanhi Susana Escobar Bazaldúa concluyó la tarde de este viernes, los resto, fueron trasladados a las instalaciones del Anfiteatro del Hospital Universitario.

Desde temprana hora, se trabajó en el panteón de Galeana, Nuevo León en donde fueron sepultados sus restos.

Debanhi Susana desapareció el 9 de abril y 13 días después fue hallada muerta en la cisterna en desuso del Motel Nueva Castilla, en Escobedo.

La joven había asistido a una fiesta en una quinta en compañía de un par de amigas.

Peritos especializados acudieron al panteón de Laguna de Labradores, en el referido ayuntamiento, para proceder a la exhumación para lo cual se desalojó a todos los civiles del camposanto y se solicitó que se evitará volar drones o serían asegurados.

En las acciones participaron elementos de la Fiscalía General de Justicia de Nuevo León, de la Federación, así como un perito especializado, originario de Guatemala.

Se espera que con la exhumación los especialistas trabajen en un informe que permitirá homologar los dos dictámenes forenses del caso los cuales, a decir del padre de la joven, Mario Escobar, presentaban grandes diferencias.

El padre de familia busca que se pueda esclarecer las circunstancias de la muerte de Debanhi Susana, las cuales siguen rodeadas de misterio. Escobar ha insistido en que su hija fue privada de la vida y no se trató de un accidente.