En muchas dependencias de gobierno se relajaron las medidas para prevenir el COVID-19

Por: Verónica Ramírez

Tepic, Nayarit.- Lunes 07 de diciembre del 2020.- Pese a que Nayarit bajó a naranja en el semáforo epidemiológico, comenzó el regreso de la burocracia a las oficinas del gobierno del Estado, exponiendo la salud de los trabajadores.
El problema se acentúa en las oficinas de recaudación y aquellas que ofrecen servicios a los contribuyentes porque los jefes centaveros con tal de no dejar en ir ese dinero, obligan al personal a asistir en color naranja, se quejaron los trabajadores.
A partir de este lunes, en algunas dependencias estatales se ordenó al personal terminar con las mentadas “guardias” para retomar las actividades como si no existiera el Covid-19 y lo peor, es que en las oficinas se han relajado las medidas de sanidad, denunció un grupo de trabajadores.
De acuerdo al semáforo epidemiológico, cuando una entidad se encuentra en color naranja, las actividades laborales consideradas esenciales y las actividades no esenciales deben ser con una operación reducida pero algunos jefes, les vale la salud de su personal al llamarlos a incorporarse al cien por ciento.
Una de estas dependencias que expone la salud de su personal, es el Registro Público de la Propiedad en donde los jefes ni siquiera dan la cara, y la orden del regreso al cien por ciento de los trabajadores se dio a través de un simple mensaje de WhatsApp.
En dicha área, el contacto con personas que busca registrar donaciones, compra-venta, hipoteca, dominios, o cancelación de hipoteca, entre otros es continúo y el riesgo de contagio del virus es mayúsculo.
Denuncian los inconformes que además de obligarlos a ir y exponerlos al contagio del virus, la semana pasada nada más fueron a las oficinas de gobierno a decirle a los contribuyentes que volvieran unos días más, ya que por falta de pago, les cortaron el internet a diversas dependencias estatales y por consecuencia, no se podían emitir los recibos del servicio que brindan.