*Fue el árbitro electoral el que reacomodó la lista de las diputaciones y regidurías pluris de MORENA, afirma el líder estatal de este partido

Por: Verónica Ramírez

El grupo de indígenas inconformes por la designación de las plurinominales que beneficia a los pueblos originarios no son militantes de MORENA, no pueden decirse afectados porque ni siquiera pertenecen a este partido político, señaló el dirigente Daniel Carillo.

Se trata de “pura grilla”, no pueden decir que pisotearon  sus derechos porque no tienen militancia en este partido y probablemente alguien los utiliza con fines personales.

Y es que desde hace algunos días, este grupo de indígenas han manifestado su rechazo a por la imposición como regidor plurinominal de Tepic de Roberto Bello y de la diputada pluri, María Belén Muñoz por obtener el cargo a base se quejan los disidentes, de mentiras y chapulinadas.

Sin embargo a decir del líder de MORENA, ninguno de los inconformes están en el padrón de militantes de su partido, y mucho menos, fueron registrados como aspirantes a un cargo de elección popular, es decir,  lloran sin que les peguen..

“Yo he visto que andan por ahí algunos hermanos indígenas protestando pero ni siquiera están registrados en las pluris y ni siquiera están registrados como militantes del partido de MORENA, y que  se fueron violados sus derechos pues que demuestren que son afiliados”.

Antes de andar de grilleros primero deben mostrar que están en la lista de las plurinominales,  que se apegaron a la convocatoria y que se registraron -por lo menos -, como aspirantes.

Además, el aspecto de acciones afirmativas provocó una tremenda  confusión  porque el partido no puede mover el orden de prelación de la lista de candidaturas plurinominales, quien tomó la decisión fue el mismo árbitro electoral.

Por lo tanto, los registros de ambos son válidos, cumplieron con todos los requisitos, tan es así que el IEEN, lo avaló pero ante la impugnación que hay en contra de ambos personajes, deberá ser el Tribunal Estatal Electoral de Nayarit quien determine si tienen derecho o no, a ocupar el espacio.