“Comí fruta, que es tan rica aquí, yo creo que me comí muchísima, pero estoy muy bien”, dijo el embajador de Estados Unidos en su reunión en Tabasco

México; miércoles 20 de octubre del 2021/agencias.- El embajador de Estados Unidos, Kenneth Salazar, se retiró antes de lo esperado del encuentro con gobernadores del sur sureste porque se sintió mal, aparentemente por algo que comió durante su estancia en Tabasco.

Incluso fue necesario cancelar la rueda de prensa que ofrecería al final para dar pormenores de los avances logrados con los siete mandatarios que acudieron, además del secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, y la secretaria de Economía, Tatiana Clouthier.

Precisamente esta última le hizo entrega al diplomático de un estudio de la complejidad de cada una de las entidades, para poder aterrizar nuevas inversiones.

Y cuando la funcionaria realizaba su intervención, Ken Salazar pidió excusarse, aunque antes ya se había llamado a receso porque presentaba molestias. Sin embargo, solicitó a Marcelo Ebrard continuar la reunión.

“Les voy a explicar: lo que pasa es que comí fruta que es tan rica aquí, yo creo que me comí muchísima, pero estoy muy bien. Voy a tomar quebradita, pero Marcelo si me permite, si nos quería decir unas cosas”, dijo.

Ahí mismo, aprovechó para alabar el trabajo del canciller, quién trabaja “día y noche” junto al presidente Andrés Manuel López Obrador para sacar adelante temas que le interesan a México, afirmó.

Ante lo ocurrido, continuaron los trabajos con diversas presentaciones, pero se informó a los medios de comunicación que no se realizaría una clausura en la que se les permitiera acceso, ni tampoco habría un posicionamiento al final para detallar los acuerdos que se concretaron.