*Las Mil 844 bases sindicales que le “regaló” Toño a sus amigos, familiares, compadres, guaruras, cocineras, choferes, veladores, charros y caballerangos del Rancho “El Quevedeño”, en la SSN, SEPEN y las 13 Secretarías del Despacho del Ejecutivo, se van a echar abajo porque no cumplen con el mínimo de legalidad, señala Joel Murgo Huerta

Por: Servio Tulio Berumen

Tepic, Nayarit.- Viernes de 22 de octubre del 2021.- Las mil 844 bases sindicales que regaló, Toño Echevarría García, antes de dejar el gobierno, a sus amigos, familiares, compadres, guaruras, cocineras, choferes, veladores, charros y caballerangos del Rancho “El Quevedeño”, resultaron ser más falsas que un billete de 100 mil dólares.

Ya que ninguna de las mil 844 bases sindicales, detectadas en la secretaria de Salud de Nayarit (SSN), Servicios de Educación Pública de Nayarit (SEPEN) y en las 13 secretarías del Despacho del Ejecutivo del Estado, “CUMPLE CON LOS REQUISITOS LEGALES ESTABLECIDOS POR LA LEY”.

A éste respecto, el líder del Sindicato Independiente de Trabajadores del Estado y Municipios (SITEM), Joel Murgo Huerta, asegura, que es verdaderamente lamentable que Toño Echevarría, se haya burlado de sus familiares, amigos y compadres, entregándoles un simple papel con su firma que carece de toda validez legal.

Ex gobernador, Antonio Echevarría García.

“Ya         que el exgobernador panista, se agarró regalando las bases sindicales como si fueran PAN CALIENTE, cuando ni siquiera existe físicamente el nuevo organismo laboral en Nayarit, y de lo demás ni siquiera hablamos, no tiene caso”, señaló, Murgo Huerta.

Respecto a las bases sindicales, el Secretario General de Gobierno, Juan Echeagaray Becerra, confirmó qEé hasta la fecha, se han detectado alrededor de 900 “aviadores” en SEPEN y en la Secretaría de Salud de Nayarit.

Para combatir este problema, reafirmó Echeagaray Becerra, el Gobierno del Estado, ha tomado la decisión de “DESAPARECER” todas las bases sindicales de quienes se jubilen de aquí en adelante, con el objetivo de garantizar el pago salarial de los trabajadores activos, destacó, el funcionario.

Además de estas 900 plazas que se entregaron sin ninguna justificación en SEPEN y SSN, se presume que Toño podría haber entregado otras 944 bases sindicales a la gente de confianza que dejó incrustada en las 13 Secretarías del Despacho del Ejecutivo del Estado, principalmente, en la Secretaría de Finanzas, Secretaría General de Gobierno, Fiscalía del Estado, Secretaría de Seguridad Pública Estatal, Instituto de la Mujer, Dirección del Registro Público de la Propiedad, Dirección de Notarías, Dirección de Catastro Estatal, Dirección de Readaptación Social y Secretaría de Movilidad.

De acuerdo al Presupuesto de Egresos del Ejercicio Fiscal 2021 del Estado de Nayarit, estas plazas sindicales que entregó Toño, representan una pesada carga de 10 millones 337 mil pesos mensuales, que multiplicados por los 12 meses del año, dan un monto total de 134 millones 387 mil pesos anuales, entre sueldo neto y pago de aguinaldos.